Consejo Consultivo

La gestión de la Defensoría de la Niñez es asesorada por un Consejo Consultivo de carácter no vinculante, el cual está conformado por 3 representantes de la sociedad civil, 7 representantes de organizaciones de niños, niñas y adolescentes, y 3 representantes de universidades. En su composición no interviene el Ejecutivo, ni otros poderes del Estado, a fin de preservar el carácter autónomo de la entidad.

Consejo Consultivo 2023 – 2025

Las funciones del Consejo Consultivo son:

Para conocer el reglamento de funcionamiento interno y las funciones del Consejo Consultivo, haz clic en el siguiente enlace

Amanda Gómez M

Consejo Consultivo de Niñez y Juventud de Pudahuel

Tiene 15 años y su principal motivación para participar del Consejo Consultivo es lograr demostrar lo importante que es la participación de todos/as los niños niñas y adolescentes, sin ningún tipo de discriminación y sin adultocentrismo.

Si Amanda tuviera la oportunidad de cambiar el mundo y darle una mejor vida a los niños, niñas y adolescentes, trataría de crear nuevos hogares para aquellos que están bajo el cuidado del Estado, entregando mejores condiciones, como también mejor seguridad entre compañeros/as, ya que cree que todos los NNA merecen vivir de forma digna siendo adultos, adolescentes o niños y niñas.

Fabiola Lathrop G

Universidad de Chile

Abogada con larga trayectoria en la defensa de los derechos de niños, niñas y adolescentes, a través de la creación de cursos de pre y postgrado, diversas publicaciones, participación de proyectos de ley, asesorías legislativas. Colaboró en la redacción de anteproyectos de ley tales como en el que crea la Defensoría de la Niñez y el Sistema de Garantías y Protección Integral.

Las motivaciones de Fabiola para integrar el Consejo Consultivo son contribuir desde su experiencia en asesorar a la Defensoría de la Niñez a través de recomendaciones técnicas, con diseño y creación de instancias de promoción de derechos y apoyar con la interpretación de textos normativos, teniendo en cuenta especialmente la entrada en vigencia de leyes relevantes como la Ley de Garantías.

Antonia Polanco Z.

Fundación Tremendas

Tiene 15 años y sus principales motivaciones para integrar el Consejo Consultivo se sustentan en creer fielmente en la importancia de generar instancias de participación de los niños, niñas y adolescentes, ya que cree firmemente que ellos tienen mucho que aportar y que nadie sabe más de su realidad que ellas y ellos mismos. Cree que es de suma relevancia que desde pequeños puedan participar, incidir y ser protagonistas de la construcción de la sociedad en la que vivirán.

Si Antonia pudiera cambiar el mundo implementaría un sistema de educación de calidad, en espacios seguros y con métodos que garanticen la buena convivencia, ya que los establecimientos educacionales son uno de los principales entornos donde se desenvuelven como niños, niñas y adolescentes, esto es muy importante para su bienestar.

Consuelo Jara H.

Derribando Gigantes

Tiene 17 años y sus motivaciones para ser parte del Consejo Consultivo son poder visibilizar las necesidades e ideas de los niños, niñas y adolescentes, y así poder entregarles soluciones reales, como también conocer personas que también quieran trabajar por la infancia del país. Asimismo, quiere adquirir herramientas para ayudar a todos los niños, niñas y adolescentes, especialmente a quienes han sido víctimas de Bullying y de abuso infantil.

Si Consuelo tuviera la posibilidad de cambiar el mundo actuaría para reformar el sistema educativo, a uno que sea actualizado según las necesidades que presentan actualmente los niños, niñas y adolescentes, con un enfoque real en la salud mental y la sana convivencia, para que ellos y ellas crezcan en un ambiente seguro.

Valentina Munizaga A.

Consejo Consultivo Tocopilla

Tiene 17 años y sus motivaciones para ser parte del Consejo Consultivo son poder aportar en hacer valer la opinión, voz y derechos de los niños, niñas y adolescentes, hacerles sentir escuchados/as y atender a los problemas que presentan en sus vidas, para evitar que estos no produzcan algún daño físico, emocional o mental.

Si Valentina pudiera cambiar el mundo accionaría para que los padres fueran responsables en tener hijos e hijas en un hogar bien constituido, con todos los medios para hacer que su hijo o hija crezca bien y en un ambiente donde se respeten sus derechos, voz y opinión respecto a las cosas, sin rebajarle por su edad o mentalidad.

Rafael Mella G.

Fundación Tierra de Esperanza

Posee experiencia de más de 20 años en el trabajo con niñez y adolescencia, desde la intervención directa, gestión técnica y dirección de organización dedicada al tema. Además, cuenta con formación y especialización en temáticas de infancia y ha participado en investigaciones vinculadas al tema, a través de la Fundación Tierra de Esperanza.

Sus principales motivaciones para integrar el Consejo Consultivo responden a su experiencia como psicólogo de intervención directa y a una valoración de la Defensoría de la Niñez como órgano independiente, para que promueva los cambios que nuestro país necesita en relación al trato de la infancia. Asimismo, considera que ha sido una institución relevante interesándole poder aportar en una instancia de incidencia efectiva como ésta.

Lucha Venegas N.

Red de Sobrevivientes

Vicepresidenta de la Red de Sobrevivientes a Abusos Infantiles en Entornos Institucionales, docente universitaria en derechos humanos, políticas públicas, abuso sexual infantil y responsabilidades legales como garantes de derechos. Lucha es una sobreviviente al Servicio Nacional de Menores (SENAME), que durante 25 años ha participado en organizaciones nacionales e internacionales de defensa y educación en derechos humanos, además de participar en la elaboración del informe alternativo de la sociedad civil sobre la situación de derechos humanos de la niñez, expuesto en el año 2007 al Comité de los Derechos del Niño de Naciones Unidas.

Sus principales motivaciones para participar en el Consejo Consultivo son aportar en la defensa y relevancia de los derechos humanos de la niñez y adolescencia desde sus protagonistas junto a las alianzas institucionales; priorizar la Comisión de Verdad, Justicia, Reparación y Compromiso de No Repetición para abusos en entornos institucionales exigida el año 2022 por el Comité de Derechos del Niño de Naciones Unidas, además de aportar en la Educación en Derechos Humanos.

Josette Molina L.

Consejo Consultivo Comunal de Los Ángeles

Tiene 17 años y hace 4 años es parte del Consejo Consultivo de su comuna. Sus principales motivaciones para participar en el Consejo Consultivo son ayudar a todos los niños, niñas y adolescentes del país a hacer valer sus derechos, los cuales a veces no conocen en su totalidad.

Si Josette tuviera la posibilidad de cambiar el mundo para que niños, niñas y adolescentes tengan una vida mejor, reforzaría la seguridad tanto en lo académico como su vida privada, también crearía más organizaciones que sean conocidas para que ellos/as aprendan a defender sus derechos y hacer valer sus opiniones.

Yuliana Barrera P.

Centro de Estudiantes Colegio Americano

Tiene 17 años, es presidenta del Centro de Estudiantes del Centro de Estudiantes de su colegio y sus principales motivaciones radican en la posibilidad de llegar a las zonas más periféricas de nuestro país. Pertenecer con orgullo a una de estas zonas le ha permitido conocer de cerca las problemáticas que les aquejan, cuestiones que a menudo quedan silenciadas y perpetuadas debido a la desinformación y a la cultura arraigada en los sectores más desfavorecidos de nuestro país.

Si Yuli tuviera la capacidad de cambiar el mundo y contribuir a que niños, niñas y adolescentes disfruten de una vida mejor, sus enfoques serían garantizar una educación calidad que fortalezca un pensamiento crítico, habilidades de participación y liderazgo entre niños, niñas y adolescentes, programas educativos de habilidades socioemocionales, resolución de conflictos e inteligencia emocional, y todo lo dirigido a empoderar a los/as niños/as para que no solo enfrenten los desafíos de hoy, sino que también lideren el camino hacia un futuro más prometedor

Javier Morán K.

Universidad de Valparaíso

Psicólogo, docente y académico con enfoque en niñez y adolescencia, su trabajo se centra principalmente en ayudar a “hacer más agudo el oído” para escuchar la voz de la niñez y adolescencia en quienes se desempeñan directamente en contextos de promoción y defensa de sus derechos. Además, cree que en la formación de psicólogos/as y en la investigación en el área infantojuvenil hay un espacio para la generación de conocimientos para la defensa y promoción de los derechos de niños, niñas y adolescentes.

Sobre sus motivaciones para integrar el Consejo Consultivo manifiesta el honor de pertenecer a una institución por la que siente gran admiración. Asimismo, le motiva poder entregar su experiencia como psicólogo e investigador a los diversos desafíos a los que se enfrente el Consejo Consultivo.

Ana Farías A.

Universidad Alberto Hurtado

Politóloga, docente e investigadora con una larga trayectoria en derechos humanos de la niñez y adolescencia. Su desarrollo profesional se ha enfocado en distintas instituciones públicas y privadas, entre otras, en el área de estudios del SENAME, en ambos Consejos Presidenciales para las Políticas de Niñez (2006 y 2015) y en el sistema Chile Crece Contigo, durante su etapa de formación.

Respecto de sus principales motivaciones para ser parte del Consejo Consultivo, considera que este constituye una oportunidad muy valiosa para acompañar la importante labor que desarrolla la Defensoría de la Niñez, particularmente, para la incidencia que pueda tener en mejorar la relación entre el Estado y los niños, niñas y adolescentes que habitan en el país. Especialmente, en el actual contexto internacional y nacional en que los derechos humanos, y los de la niñez se ven amenazados.

Juan Guerra Luna

Consejo Comunal de Niños, Niñas y Adolescentes de Santiago

Tiene 15 años, y sus motivaciones para ingresar al Consejo Consultivo son poder aprender acerca de los derechos de niños, niñas y adolescentes, sus ganas de dar ideas y ser un portavoz de las necesidades que hoy en día atraviesa la juventud y la niñez.

Si Juan tuviera la oportunidad de cambiar el mundo, trataría de dar más amor para que niños y niñas se sientan respetados, puedan alimentarse bien, descansar, pensar por cuenta propia y expresarse con libertad, no tener miedo al qué dirán. Creyendo que todo esto les hará crecer más sanos y seguros de sí mismos.

Paola González L.

Consejo Consultivo de Jóvenes de Panguipulli

Paola es gestora comunitaria y presidenta de su organización, lleva 8 años trabajando en el Consejo Consultivo de Jóvenes de Panguipulli donde han generado espacios de participación, jornadas artísticas y conversatorios, con el objetivo de transmitir la importancia de cuidarnos, crear espacios seguros de expresión, realizar deporte y otras actividades de recreación para adolescentes, así como también, descubrir y potenciar sus talentos.

Su principal motivación para pertenecer al Consejo Consultivo, es visibilizar la niñez y adolescencia en el sur de Chile, con todo lo que es implica, trasmitiendo la experiencia de lo que han realizado en conjunto con su organización y también, retroalimentarse con las experiencias de otras organizaciones del país.

a)

Asesorar al Defensor en todas aquellas cuestiones de competencia de la Defensoría de la Niñez en que resulte pertinente requerir el pronunciamiento de la sociedad civil para su adecuada resolución.

b)

Generar propuestas de intervención o acción de la Defensoría de la Niñez.

c)

Recibir propuestas de la sociedad civil relacionadas con el ejercicio del rol y atribuciones de la Defensoría de la Niñez.

d)

Canalizar las opiniones de la sociedad civil respecto del rol y atribuciones de la Defensoría de la Niñez.